simplebooklet thumbnail

of 0
WINDOWS 10
HISTORIA
Primeros anuncios
De acuerdo a su sitio web, Microsoft convocó a los medios de comunicación a un
evento para el 30 de septiembre de 2014 en el que mostró un avance de Windows
10, cuyo nombre en clave es Threshold. La página ya había adelantado a
comienzos de ese año que Microsoft lanzaría oficialmente la nueva generación de la
plataforma en abril de 2015.
Según filtraciones de Internet, dicha edición preliminar del sistema incluía un nuevo
menú Inicio (una combinación de Windows 7 con la interfaz Modern UI), cambios en
algunos iconos del sistema, centro de notificaciones, una nueva interfaz, escritorios
múltiples, una nueva revisión de Internet Explorer 11, una aplicación de reporte de
errores (para los usuarios de Windows Insider) y la posibilidad de ejecutar
aplicaciones Modern UI en ventanas.18
El 30 de septiembre de 2014, Microsoft presentó finalmente el sistema operativo con
el nombre de Windows 10, siendo el primero durante el periodo de Satya Nadella
como CEO de la empresa.19
Ediciones preliminares
El 1 de octubre de 2014, Microsoft libeuna versión preliminar de Windows 10 en
su sitio web, con disponibilidad en cinco idiomas. Dicha compilación estuvo dirigida
solo a los aficionados y usuarios de la empresa. No obstante, Microsoft planteó
anunciar características orientadas al consumidor y otros detalles sobre el sistema
operativo durante sus siguientes eventos, los cuales se llevaron a cabo el 21 de
enero de 2015 y en la conferencia anual Build.
El 23 de enero de 2015, se liberó la compilación 9926, la misma que fue presentada
dos días antes en la conferencia denominada Windows 10: The Next Chapter.20 Allí
se presentaron diversas novedades como el navegador Spartan (más tarde
renombrado como Microsoft Edge), Cortana, DirectX 12, una tienda renovada
(actualmente conocida como Microsoft Store), un nuevo tema de escritorio y un
centro de notificaciones mejorado, así como su disponibilidad en 25 idiomas
incluyendo al español con sus variantes.
El 9 de abril de 2015, se anunció que Microsoft tenía propuesto lanzar en 2016 una
actualización póstuma de Windows 10 con nombre en clave Redstone.21 En mayo,
se liberaron diversas actualizaciones automáticas de Windows Update para
funcionalidades de migración a Windows 10.22 Dichos procesos se especificarán
recién a partir de junio.
La primera versión de Windows 10 se lanzó el 29 de julio de 2015 con número
de compilación 10240
Funciones
Las nuevas funciones de Windows 10 incluyen:
la vuelta del Menú de Inicio de Windows, que es ahora más personal e
intuitivo que nunca antes.
También se incluye Windows Store, que te brinda acceso a una gran cantidad
de aplicaciones en línea, música, video y mucho más.
Cortana, el nuevo asistente digital que puede ayudarte a establecer tus
tareas, enviar un correo o simplemente llevar a cabo una búsqueda de
Google, también se encuentra disponible.
Otra función que se agrega a Windows 10 es un nuevo buscador llamado
Microsoft Edge, que te permite tomar notas y comentar directamente en una
página web.
Finalmente, Windows Hello, que cambia la experiencia de inicio de sesión
haciéndola más segura y personal, te permite iniciar con la huella digital o
simplemente con tu rostro, lo cual convierte a la contraseña en algo del
pasado.
Modo tablet, Continuum y notificaciones: Las tablets y los convertibles han
sido y seguirán siendo un tipo de producto con una gran cuota de
mercado. Las pantallas táctiles en Windows 8 y 8.1 han sido las principales
beneficiados del sistema operativo, y ahora con Windows 10, las mejoras
siguen llegando.
Requisitos de instalación
Recomendados
Procesador: 2 GHz compatible con PAE, NX y SSE2.
RAM: 1 GB (32 bits) o 2 GB (64 bits).
Espacio en disco duro: 16 GB (32 bits) o 20 GB (64 bits).
Tarjeta gráfica: Dispositivo gráfico Microsoft DirectX 9 con controlador
WDDM.
Cuenta de Microsoft y acceso a Internet.
Resolución de pantalla de al menos 1366 x 768 píxeles.
Es posible que algunos juegos y programas requieran tarjetas gráficas
compatibles con DirectX 10 o superior para un rendimiento óptimo.
Mínimos
Procesador 1 Ghz.
2 GB de memoria RAM.
16 GB de espacio en el disco duro para Windows 10 de 32 bits y 20 GB de
espacio para la versión de 64 bits.
Tarjeta gráfica compatible con DirectX 9.0.
Pantalla con resolución mínima de 800x600.
MANUAL DE INSTALACION
Lo siguiente que debemos hacer es introducir la memoria USB en el ordenador apagado y
encenderlo. Salvo que tengamos la BIOS/UEFI de nuestro ordenador configurada para
arrancar primero desde dispositivos extraíbles como memorias USB, debemos pulsar
durante el arranque la tecla F8 repetidas veces (o equivalente, según modelos de placas
base) para que nos aparezca el menú de Boot y seleccionar en él nuestro USB con Windows
10 para instalar.
Tras unos segundos de carga, veremos la ventana inicial del asistente de instalación de
Windows.
En esta ventana debemos configurar el idioma de nuestro sistema operativo, el formato de
hora y moneda y el tipo de teclado que vamos a utilizar.
Pulsamos sobre “Siguiente” y en la nueva ventana que aparece pulsaremos sobre “Instalar
ahora“.
El siguiente paso que nos pedirá el asistente será introducir el número de licencia de nuestro
Windows. Si la licencia se encuentra grabada en la BIOS/UEFI de nuestro ordenador, esta
ventana no la veremos. De lo contrario, si la tenemos a mano podemos introducirla o, si no,
pulsamos sobre “No tengo clave de producto” para continuar sin dicha licencia.
A continuación, el asistente nos preguntará por la versión de Windows 10 que queremos
instalar. Debemos elegir la que corresponda a nuestra licencia para evitar problemas.
Pulsamos de nuevo sobre Siguiente y aparecerán los términos de licencia, los cuales
aceptaremos para continuar. La siguiente ventana es una de las más importantes. En ella
elegiremos el tipo de instalación que queremos:
Si queremos actualizar Windows y no perder los datos ni aplicaciones,
elegiremos “Actualización”.
Para una instalación limpia, elegiremos “Personalizada”.
En nuestro caso seleccionamos la segunda opción, personalizada, y veremos un nuevo paso
en el asistente donde elegir la partición del disco duro donde instalaremos Windows.
Si queremos crear particiones, pulsaremos sobre “Nuevo” y configuraremos el espacio que
queremos utilizar para nuestro Windows. Si no hacemos nada, el asistente utilizará
automáticamente todo el espacio para instalar Windows (y crear la partición de recuperación
de 500 MB).
Pulsamos sobre “Siguiente” y comenzará el proceso de instalación.
Debemos esperar a que finalice el proceso de instalación. Durante el cual, el ordenador se
reiniciará varias veces y, además, veremos distintas fases tanto del asistente de instalación
como de la configuración inicial de nuestro Windows 10.
*Si acabamos de instalar Windows 10 Creators Update, el asistente ha sido renovado y
simplificado. Os lo explicamos en el siguiente artículo.
Así es el nuevo asistente de configuración de Windows 10 Creators Update
Si hemos instalado cualquier versión anterior a la Creators Update de Windows 10, el
proceso sigue como el siguiente.
Configuración inicial tas instalar Windows 10
Una vez finalice la instalación y configuración inicial de Windows 10 veremos un asistente
de configuración inicial desde el que tendremos que configurar nuestro sistema operativo.
Si no nos preocupa el envío de datos de Windows a Microsoft, debemos escoger la opción
Usar configuración rápida“. Sin embargo, si queremos configurar todo lo que Windows 10
puede o no puede hacer, elegiremos “Personalizar”. En nuestro caso, vamos a ver las
opciones de personalización.
Este asistente se resume en 3 pasos. En cada uno de ellos veremos una serie de interruptores
desde los que podemos activar o desactivar las diferentes opciones, como el envío de datos de
aplicaciones y uso a Microsoft, la monitorización de los sistemas de entrada de texto, el envío
de informes de error, etc.
En el siguiente paso, el asistente nos preguntará a quién pertenece nuestro ordenador, si es
personal o forma parte de un entorno de trabajo.
Escogemos la opción “Es mío” y pulsamos sobre Siguiente. En el siguiente paso, Windows
10 nos pide que iniciemos sesión con nuestra cuenta Microsoft.
El usuario y la contraseña de nuestro sistema operativo quedarán automáticamente vinculados
a nuestra cuenta Microsoft. Para iniciar sesión tendremos que usar la contraseña de nuestro
correo, salvo que habilitemos alguno de los sistemas de inicio de sesión adicionales que
veremos a continuación.
*Si no queremos iniciar sesión con nuestra cuenta Microsoft podemos pulsar sobre “Omitir
este paso” para crear una cuenta basada en usuario/contraseña de siempre.
Una vez iniciada sesión, el siguiente paso será configurar “Windows Hello“.
Este apartado nos va a permitir, por ejemplo, configurar un PIN para que, en vez de tener
que introducir nuestra contraseña cada vez que vamos a iniciar sesión en nuestro ordenador,
podamos hacerlo directamente desde dicho PIN.
Una vez introducido el PIN continuamos con la instalación. Pulsamos sobre “Siguiente” y el
siguiente paso será activar OneDrive, la nube de Microsoft, en nuestro Windows 10.
También podemos habilitar (o no) el uso de Cortana, el asistente de Microsoft que nos
ayudará con recordatorios, nos ayudará a buscar cosas y, además, nos contará chistes malos.
A continuación, el asistente de instalación ultimará sus últimos ajustes.
Tras varios minutos, nuestro Windows 10 estará ya instalado y listo para ser utilizado.
Cuando terminemos de instalar Windows 10, lo
siguiente será ejecutar Windows Update
Una vez terminemos de instalar Windows 10, ya podremos ver nuestro escritorio con la
papelera y, si habíamos utilizando antes el sistema operativo en otro ordenador, su fondo de
escritorio y tema de colores.
Una vez tengamos ya el control sobre el equipo, lo primero que habría que hacer sería sacar
al escritorio los iconos de Equipo y Documentos. Para ello, tan solo tendríamos que abrir el
menú de Configuración > Personalización > Temas y pulsar sobre “Configuración de
iconos de escritorio“.
El siguiente paso sería ejecutar Windows Update para actualizar Windows 10 a la última
compilación disponible con los parches acumulativos. Para ello, de nuevo en el menú de
configuración, nos vamos al apartado “Actualización y seguridad” y desde allí buscaremos
las actualizaciones disponibles.
Este proceso, además de instalar los últimos parches disponibles para nuestro Windows 10,
también nos descargará e instalará los controladores o drivers que no se hayan podido
habilitar durante la instalación de Windows 10. De esta manera, nuestro sistema
En caso de que algo siga sin funcionar y Windows Update no descargue los drivers
correspondientes, no tendremos más remedio que buscarlos en la página web del fabricante o
utilizar herramientas que nos permitan buscar e instalar los drivers ausentes en nuestro
Windows 10.